jueves, 26 de enero de 2017

ACTUACIÓN EN CELEBRATING DAVID BOWIE, THE WILTERN, LOS ANGELES, CALIFORNIA (USA). (24 y 25/1/2017).


SETLIST:
- Blackstar
- Lazarus
COMENTARIO:
David Bowie y el actor inglés Gary Oldman se hicieron muy amigos desde que coincidieron en el rodaje de “Basquiat” (1996), fue precisamente él el encargado de abanderar en el Regency Ballroom de Chicago un tributo llamado “Celebrating David Bowie”, que tuvo lugar el 22 de marzo de 2016. En él participaron Gaby Moreno, Joe Sumner, Jeremy Little, Holly Palmer, Alex Painter, Simon Petty, Angelo Moore, Paul Jensen, Brad Brooks, Princess Frank y Jerry Harrison, ex-componente de Talking Heads.
El pasado 8 de enero, el mismo día en que Bowie habría cumplido 70 años, y dos días antes de cumplirse un año de su fallecimiento, Oldman y gran parte de sus colaboradores repitieron actuación en el O2 Academy de Brixton, el londinense barrio que vio nacer a Bowie.
El éxito fue tal que se se planificó una mini gira, otros 6 conciertos ya sin Oldman al frente, con los músicos más ligados a la carrera del mítico Duque Blanco compartiendo escenario y con el aliciente de algún artista invitado en cada uno de los fechas: 10 de enero (Nueva York), 24 y 15 de enero (Los Ángeles), 29 y 30 de enero (Sidney) y 2 de febrero (Tokio).
Sting no muy dado a expresar su pésame públicamente cuando muere alguien famoso, no solo lo incumplió tras la inesperada muerte de Bowie, sino que además compuso una canción, “50.000”, inspirado por su muerte y por las de Prince, Lemmy o Glenn Frey. Más adelante esta misma canción le serviría también para homenajear otras duras partidas como las de Leonard Cohen o a George Michael.
Sting y Bowie nunca colaboraron juntos, pero sí mantuvieron una admiración y un respeto mutuo, motivo suficiente para que el ex-Police se sumara a los actos del concierto que tendría lugar el día 24 de enero en Los Ángeles. Los temas que eligió fué lo más sorprendente, “Blackstar” y “Lazarus”, del último disco publicado por Bowie, su canto de cisne, su casi póstuma última obra maestra. Los 9 minutos en que Sting desgranó “Blackstar” junto a una veintena de músicos, fue probablemente el momento más memorable de las cerca de 3 horas y media de actuaciones.
También estuvo el hijo de Sting, Joe Sumner que cantó en solitario “Life on Mars?”, “Sorrow” junto a Donovan Leitch, y “Under pressure” junto Holly Palmer.
El resto de ilustres invitados fueron Corey Taylor, líder de “Slipknot” que cantó una inesperada “China girl”, Joe Elliott de “Def Leppard”, Perry Farrell de “Jane’s Addiction”, Angelo Moore de “Fishbone” o Gavin Rossdale de “Bush”.
Al día siguiente, a pesar de no estar anunciado, Sting volvió a aparecer en escena para cantar tanto “Blackstar” como “Lazarus”. Por aquel entonces se encontraba ensayando con sus músicos los temas que conformarán su inminente gira, que arranca el 1 de febrero en Vancouver (Canadá). Será su gira más rockera en una década.
ORDEN DE APARICIÓN:
Mike Garson, Bernard Fowler, Holly Palmer, Donovan Leitch, Joe Sumner, Gaby Moreno, Jeremy Little, Mr. Hudson, Adrian Belew, Gail Ann Dorsey, Joe Elliott, Gavin Rossdale, Angelo Moore, Alex Painter, Perry Farrell, Sting y Corey Taylor.
MÚSICOS:
Sting (Voz y guitarra), Earl Slick (Guitarra), Adrian Belew (Guitarra), Mark Plati (Guitarra), Gerry Leonard (Guitarra), Gail Ann Dorsey (Bajo), Mike Garson (Piano), Sterling Campbell (Batería), Zachary Alford (Batería), Holly Palmer (Coros), Bernard Fowler (Coros), Cat Russell (Coros) y Joe Sumner (Coros).
AUDIENCIA:
1.850 espectadores cada día.